Archivo mensual: julio 2014

BETAESPERANDO

Ahora comprendo porqué una betaespera es tan dura. Todo el proceso de la IA avanzó rapidísimo entre controles ecográficos, dosis de medicación, pinchazos, etc, y apenas tenía tiempo para pensar qué pasaría después. Pero ahora es diferente. La betaespera es diferente. Son quince días de incertidumbre en los que no sabes qué va a pasar. Quince días en los que puedes convertirte en la mujer más afortunada del mundo o simplemente rozar tu sueño con las yemas de los dedos. Quince días que transcurren lentos, monótonos, lo suficiente como para que me dé tiempo a pensar en cosas no tan positivas. Y, aunque estoy muy tranquila, no puedo evitar ponerme nerviosa a ratos.

En la betaespera son muchas ideas las que pasan por tu cabeza. ¿Qué pasará? ¿Saldrá bien o no? ¿Tendré que seguir intentándolo? ¿Tendré que continuar siendo fuerte? ¿Llegaré a la beta o me bajará la regla antes? ¿Cómo asimilaré esta vez un negativo? Porque no nos engañemos, este negativo no tendría nada que ver con los anteriores. No, nada que ver. Los anteriores desaparecerán de un plumazo si mi beta resulta ser negativa. Esta vez estamos hablando de palabras mayores: estamos hablando de un tratamiento de reproducción asistida, no de varios encuentros amorosos en mi cama con mi marido. Aquí entra en juego una ilusión desmedida, una esperanza arrolladora, un miedo voraz y, además, un gasto económico a tener en cuenta. Este negativo sería diferente a los demás. Sería más doloroso, más amargo, más… devastador. Sería la culminación del desastre, una infértil entre las infértiles.

Detesto ser infértil, pero es lo que me ha tocado ser. Podría haber sido una violinista experimentada que deja con la boca abierta a quien la escucha interpretar, pero no ha sido así. Me ha tocado no poder ser madre. Me ha tocado luchar para poder tener un bebé. Me ha tocado vivir con la infertilidad.

Vivir con la infertilidad es no saber si algún día se cumplirá tu sueño. Es ver cómo todo el mundo a tu alrededor tiene hijos y tú continuas esperando, deseando que esta pesadilla se acabe de una vez. Vivir con la infertilidad es sentir como se te rompe el alma cada vez que coges en brazos a un bebé que, evidentemente, no es el tuyo. Sentir su cuerpecito diminuto contra el tuyo, oler su piel, abrazarlo con fuerza y preguntarte si algún día podrás tener uno propio.

Vivir con la infertilidad es convivir con el miedo y la esperanza a partes iguales. Yo nunca había sentido tanto miedo hasta que entré en este mundo de consultas y tratamientos hace un par de años y reconozco que, cuanto más tiempo pasa, más aterrada estoy. Vivir con la infertilidad es aceptar que hay un nuevo “yo” en ti. Una mujer diferente, una mujer luchadora, perseverante, dispuesta a todo por conseguir su sueño. Y una mujer menos alegre, en ocasiones. Una mujer cansada de luchar, de sentir que todos sus esfuerzos caen en saco roto. Sí, la infertilidad es así. Nos cambia. Cambia nuestra perspectiva de la vida, nuestra forma de ser, nuestra forma de sentir.

Vivir con la infertilidad es aceptar con una sonrisa fingida en el rostro las horribles preguntas acerca de tu no maternidad. ¿Y vosotros para cuándo? ¿A qué estás esperando? Vivir con la infertilidad es no romperte por dentro cada vez que una íntima amiga te dice que está embarazada. Porque tú también querrías vivir ese momento y no sabes si algún día lo conseguirás.

Es vivir con incertidumbre y con dudas continuamente. Es vivir con el miedo más aplastante de todos: ¿Seré mamá algún día? Vivir con la infertilidad es sentir un pinchacito en el corazón cada vez que compras ropita de bebé para el hijo de una amiga que acaba de dar a luz. Es contemplar con ojos emocionados esos pijamitas tan chiquititos y sentir miedo de no comprarlos nunca para tu propio bebé.

Vivir con la infertilidad es sentirte incomprendida en ciertas ocasiones. Para muchas, no somos más que envidiosas que no sabemos alegrarnos de los embarazos ajenos. Nos alegramos, claro que sí. Yo no lo llamaría envidia, sino un dolor angustioso a que nunca puedas vivir esa experiencia que dicen que es maravillosa.

Como veis, la betaespera da para mucho. Aunque he vuelto a incorporarme al mundo laboral, sigo dándole vueltas al tema a pesar de tener la mente ocupada en el trabajo. Cualquier esfuerzo más o menos significativo me hace sentir horriblemente mal, como si le estuviera fallando a mi Pequeña Canica, como si estuviera fastidiando mis posibilidades en la IA. Aunque en la clínica me dejaron muy claro que podría hacer vida normal sin ningún tipo de problema, me siento fatal cada vez que hago grandes esfuerzos. Llamadme tonta o paranoica, pero es lo que hay. Sí, la infertilidad también me ha dotado de cierta paranoia.

Me siento especialmente sensible y todavía no comprendo del todo porqué. Esta noche me desvelé a las seis de la mañana y no conseguí volver a dormirme hasta que Rubio se fue de la cama para ir a trabajar. No paraba de pensar en si no lo conseguíamos, en si recibíamos un negativo como resultado. ¿Cómo afrontarlo? Desconozco si estoy preparada para ello. Sé que las posibilidades son minimas, soy consciente, y también sé que esto no es llegar y cantar victoria (aunque ya nos gustaría a todas que fuese así de sencilo, ¿verdad?), pero a veces me apetece soñar y pensar que algo muy bueno está esperándome a la vuelta de la esquina. Lo que tenga que ser, será, y supongo que es esa incertidumbre la que me está volviendo loca a ratos intermitentes.

Hace unos días caminaba por el centro de mi ciudad cuando, por pura casualidad, pasé por delante de una tienda de accesorios de bebé. Y digo por pura casualidad porque, por norma general, suelo evitarlos y no mirar sus escaparates. Pero algo me hizo detenerme y contemplar aquellas cunas y cochecitos tan bonitos. Y me pregunté si algún día tendría el privilegio de entrar allí y comprar algo para mí, para mi Canica. Se me puso un nudo en la garganta y me marché más triste de lo que había llegado.

Cuántos sentimientos arremolinados en mi cabeza, ¿verdad?

DSC01524Grandullón Amoroso dándome todo su cariño

en estos días tan importantes para mí.

Su mirada es de lo más tierna y pura, ¿verdad? 

Ahora sólo queda esperar. Todavía faltan cinco días para salir de dudas, si la indeseable no hace su aparición antes. El próximo cuatro de agosto sabremos qué pasa! Mientras tanto, combato los malos pensamientos con música, series por internet y tiempoterapia con mi Rubio favorito.

Serás feliz, me dijo la vida, pero primero te enseñaré a ser fuerte.

Anuncios

16 comentarios

Archivado bajo Inseminación Artificial

Y LLEGÓ EL GRAN DÍA

Y por fin llegó el gran día. El día que tanto habíamos esperado Rubio y yo. El día en el que daríamos un gran paso hacia nuestra Pequeña Canica. El día en el que nos permitiríamos soñar sin miedo, imaginándonos un final feliz para nuestra historia.

La noche anterior, los nervios me jugaron una mala pasada y consiguieron desvelarme hasta cerca de las dos de la madrugada. Por suerte para mí, algunas de las chicas de la #infertilpandy continuaban despiertas y consiguieron entretenerme y distraerme, además de echarme unas risas con ellas, pasando un buen rato. Finalmente, el cansancio ganó la batalla al nerviosismo y me quedé profundamente dormida.

Cuando me desperté a la mañana siguiente, descorrí las cortinas, subí la persiana y abrí la ventana para disfrutar del aire fresco. Estaba lloviendo, no demasiado para lo que estamos acostumbrados en nuestra tierra, pero sí lo suficiente como para obligarme a llevar puesta una chaqueta para resguardarme del frío y unas botas para mantener los pies calientes (lo reconozco: soy de esas personas que tienen el termómetro corporal incorporado a los pies. Si los tengo fríos, me muero de frío!).

Rubio acudió a la clínica dos horas antes que yo para dejar su muestra y, por desgracia, no pudo acompañarme más tarde para realizarme la IA porque una llamada de última hora de su trabajo modificó inoportunamente nuestros planes. He de reconocer que me hubiese encantado vivir ese momento juntos, pero en su lugar, Super Mamá realizó las labores de fiel acompañante a las mil maravillas.

Me duché y desayuné con calma y tranquilidad, y una vez que estuve lista, Super Mamá y yo nos marchamos cargadas de emociones y miedos que brotaban a flor de piel. Cuando llegamos a la clínica, la amable recepcionista se dirigió hacia mí y me dijo que mi chico había dejado algo para mí”. La miré confundida, sin saber a qué se refería. ¿Que Rubio había dejado algo para mí? ¿De qué podía tratarse?

La recepcionista me entregó un MP4 con una sonrisita tímida en el rostro. El MP4 de Rubio, podría reconocerlo en cualquier parte. “Tu chico me ha dado unas instrucciones para que escuches algo”, me dijo. De verdad, mi cara seguía siendo un poema. No entendía nada. Ella cogió el MP4, lo encendió y seleccionó una canción. “Es para ti”, dijo para finalizar. Me puse los auriculares, le di al play y escuché, cargada de curiosidad.

Y entonces se me encogió el corazón. Y las lágrimas comenzaron a brotar. Y mi alma se llenó de una ternura absoluta por ese hombre que siempre antepone mi felicidad a la suya, haciéndose el fuerte continuamente y tirando de mí cuando me quedo sin fuerzas. Podría reconocer esa canción en cualquier parte del mundo. Podría cantarla de principio a fin y no me equivocaría en ninguna palabra. Esas primeras notas de piano me erizaron la piel y provocaron la primera lágrima. Y mientras me dirigía a la sala de espera con los auriculares puestos, John Legend me susurraba su preciosa canción “All of me” en mis oídos, provocando unos lagrimones imposibles de detener. Para mí, esa canción tiene mucho significado. Tanto, que a veces me resulta imposible explicarlo con palabras. Es una emoción inmensa la que recorre mi cuerpo cuando escucho sus primeras notas. Se me encoge el corazón, revolotean mariposas en mi estómago, se me eriza la piel. Y si tiene tanto significado para mí es porque cada vez que voy a la clínica, la escucho en alguna parte del camino. No ha habido una sola ocasión en la que haya ido a la clínica y no me haya coincidido escucharla en alguna parte: ya sea en una cafetería mientras desayuno, o en un coche con las ventanillas bajadas que pasa por mi lado, esa canción siempre llega a mis oídos.

Cuando la enfermera pronunció mi nombre, me temblaron las rodillas. Me llevaron a una habitación, me desnudé de cintura para abajo y me subieron a una camilla. Todo fue muy rápido, más de lo que yo me imaginaba, pero antes de que introdujeran la cánula en mi interior, pude contemplar emocionada ese tubito de plástico que contenía todos mis sueños y esperanzas; mi deseo de ser madre retenido en una cánula que muy pronto desapareció bajo la sábana que cubría mis piernas. Y no pude evitar emocionarme. Porque mi bebé, mi Pequeña Canica, podría aparecer muy pronto en mi vida si todo saliese bien. Porque los pinchazos, las lágrimas o los malos momentos, podrían valer la pena si todo acabase como Rubio y yo deseamos. Pero si no fuera así, si en quince días recibo un negativo como respuesta, lo seguiré intentando, porque sé que Rubio y yo seremos padres. Ya sea en esta ocasión o en otra, lo conseguiremos, y muy pronto tendremos a nuestro bebé en brazos.

Porque todo este camino merecerá la pena cuando veamos su carita por primera vez, cuando conozcamos el amor más incondicional y puro de todos y nos enamoremos tan perdidamente de nuestra Canica que nos preguntaremos cómo hemos podido vivir sin esa personita tan especial durante todo este tiempo.

Las instrucciones tras la IA son las siguientes: un óvulo vía vaginal de progesterona (Utrogestan) cada noche hasta el día de la prueba de embarazo y un comprimido de FEMASVIT al día. La beta es el cuatro de agosto, así que hasta entonces seré un auténtico manojo de nervios, miedos y esperanzas. Cruzad los dedos por mí!!

Me quedo con un breve texto que una de las chicas retuiteó a la #infertilpandy:

Las personas más bellas con las que me he encontrado son aquellas que han conocido la derrota, conocido el sufrimiento, conocido la lucha, conocido la pérdida, y han encontrado su forma de salir de las profundidades. Estas personas tienen una apreciación, una sensibilidad y una comprensión de la vida que los llena de compasión, humildad y una profunda inquietud amorosa. La gente bella no surge de la nada. -Elisabeth Kubler-Ross

there is always

“Nunca te rindas. Siempre hay esperanza”. 

14 comentarios

Archivado bajo Inseminación Artificial

48 HORAS

Aquí, en el Reino de las Lluvias Perpetuas, finalmente ha llegado el verano. Lo digo en bajito y con cautela, no vaya a ser que las nubes se cabreen y regresen para amargarnos estos días tan estupendos que hemos disfrutado en mi ciudad.

DSC01577

Y con el calor y el buen tiempo, todo parece verse desde otra perspectiva. Una perspectiva menos amarga, más alegre, más… positiva. Desde mi última entrada han pasado nueve días (más o menos), días en los que me he estado pinchando las famosas banderillas cada noche, superando mi pánico incorregible a las agujas, aceptando sin problemas las escasas molestias que me ha dado la medicación. Ayer fue mi último pinchazo de Fostipur y esta noche entrará en juego el famosillo Ovitrelle. Y en cuarenta y ocho horas, el sábado por la mañana, será mi IA. Sí, sí, habéis leído bien! En dos días seré un auténtico flan, un manojo de nervios que no podrá creerse que por fin haya sonado esa vocecita de “Ha llegado usted a su destino”.

Independientemente de lo que pase, independientemente del resultado, Rubio y yo ya hemos dado un gran paso para estar más cerca de nuestra Pequeña Canica. Y si esta vez no funciona, volveré a pincharme las veces que haga falta, volveré a contener el aliento antes de introducir la aguja en mi barriga y seguiré intentándolo, porque nunca se sabe qué intento puede ser el bueno. Porque todas las lágrimas, todos los malos momentos, todos los pinchazos, absolutamente todo, tendrá una recompensa que valdrá tanto la pena que todo lo anterior parecerá disiparse en mi memoria. Sustituir malos recuerdos por otros mejores, eso es lo que hay que hacer, ¿verdad? Pero sin olvidarme de lo que habré pasado para conseguir mi sueño. Siempre realista, siempre con los pies en la tierra.

Tengo una sensación extraña en mi interior. Me embarga la emoción, me siento ilusionada, con ganas de creer que todas merecemos un final feliz. Pero, sobre todo, tengo muchísimo miedo. Y no me refiero a la IA en sí, sino a lo que puede llegar a pasar en los quince días de betaespera. Porque ese día, el día en el que sabré el resultado, puede ser el mejor día de mi vida o una auténtica mierda, algo que querré olvidar y llorar hasta que no me queden lágrimas.

Las personas que no han pasado por esto, que desconocen el significado de la infertilidad o el procedimiento de los tratamientos de reproducción asistida, no pueden hacerse una idea de lo doloroso que es este camino. Algunos se creen que esto es facilísimo, cuatro visitas al ginecólogo, una inseminación (o transferencia) y… BOOM!! EMBARAZO! Y no, no es así. Un tratamiento de fertilidad es agotador, a veces es doloroso y pone a prueba tu fortaleza y, sobre todo, tu paciencia (en mi caso, al menos ha sido así). En un tratamiento de fertilidad ponemos muchísima ilusión, esperanza y emoción, pero también aparece el miedo, ese miedo a que no salga bien, el miedo a tener que seguir intentándolo, el miedo a no saber si algún día lo conseguirás. Ese miedo es devastador, te quema por dentro cada rincón de tu alma esperanzada.

No sé qué es lo que me deparará este tratamiento, pero si el resultado no es el esperado, no te preocupes mi bebé, porque mamá se hace más fuerte con cada contratiempo. Sólo espérame, yo te prometo que no dejaré de buscarte.

Te esperamos con los brazos abiertos, mi cielo.

2 comentarios

Archivado bajo Inseminación Artificial

SABOR A ESPERANZA

DSC01651

Julio sabe a esperanza. Sabe a ilusión. Sabe a perder el miedo, a intentarlo con todas nuestras fuerzas a pesar de lo que pueda ocurrir, a pesar del resultado. Sí, julio sabe a todas esas cosas bonitas porque por fin, después de todos los contratiempos y el maldito quiste que parecía no querer abandonarme (y que no lo ha hecho), mi IA ya es algo real!

Hace tres días, acudí a una nueva consulta en La fábrica de sueños. Os recordaré que me recetaron la píldora anticonceptiva para intentar deshacernos del quiste tan inoportuno que me había salido y al tercer día de la regla debía realizarme una nueva ecografía y una analítica hormonal. Para no variar, el quiste seguía ahí, ruín y traicionero, y a pesar de su diminuto tamaño (5 mm!) mi Gine quiso quedarse más tranquilo y me envió al laboratorio para que la enfermera me hiciese una analítica y medir el estradiol, entre otras cosas.

Cuando entré en aquel cuarto, pequeñito y repleto de bártulos, un cosquilleo agradable me recorrió el cuerpo de arriba a abajo. Me hubiese encantado que Rubio estuviese allí conmigo para que viese lo que yo vi. Tres de las paredes estaban cubiertas con las fotos de los bebés que habían nacido gracias a mi clínica. Algunas de las fotos tenían breves mensajes escritos en una esquina, dando las gracias por ayudarles a cumplir su sueño. Y, mientras me realizaban la analítica, contemplé con una ilusión inmensa aquellas caritas tiernas y hermosas, la razón de ser de sus padres, la alegría de una casa en la que un bebé había costado tanto esfuerzo. Y me dejé llevar. Y pensé que, algún día, yo misma podría llevar una foto de mi Canica para adornar aquella maravillosa pared. ¡Qué bonito momento sería!

Me fui a casa y esperé la llamada del laboratorio, que debían decirme si todo estaba en regla y podría, por fin, empezar con la medicación. Una hora y media después, sonó el teléfono. Yo me había ido a pasear con mis peludetes para desconectar y no pensar demasiado en lo que podría salir mal, y cuando de repente sonó la melodía de mi móvil, me sentí extrañamente nerviosa. Tenía la sensación de que un nuevo contratiempo detendría nuestros planes, que algo estaría mal en la analítica. Pero no. Todo estaba en orden y podría empezar a pincharme! Me encantaría que sintieseis la ilusión que yo sentí. Fue increíble e indescriptible! Y a pesar del pánico que le tengo a las agujas, nunca me había pinchado con tanta tranquilidad y paz. Lo que hace la ilusión por cumplir nuestros sueños, ¿verdad?

Canica, mamá ya está un poco más cerca de ti. Por favor, no dejes de esperarme! Te prometo que te busco con todas mis fuerzas!

Esta noche me toca mi tercera banderilla y el viernes tengo control para ver cómo va reaccionando mi cuerpo. Cruzad los dedos, espero que todo vaya bien!

Pase lo que pase, julio siempre será el mes en el que comenzó todo. Nuestra lucha verdadera, nuestra ilusión, nuestra esperanza por encontrar nuestro bebé. Pase lo que pase, julio siempre tendrá un sabor agradable.

13 comentarios

Archivado bajo Inseminación Artificial

BEST BLOG

Estos últimos días han sido increíblemente geniales gracias a los premios a los que me han nominado recientemente (gracias chicas, sois de lo mejorcito y lo sabéis!). Esta vez me he llevado la sorpresa porque tanto como mi querida Alba (http://nuestraultimaestacion.blogspot.com.es/), como la increíble http://diariodeunamadreingeniera.wordpress.com/ y la recién descubierta para mí http://primerizaeinterina.wordpress.com/ me han nominado a este estupendo premio:

BestBlogAward

¡Muchísimas gracias, preciosas mías! ¡Me ha hecho muchísima ilusión! Las normas de este premio son las siguientes:

  • Enlazar y agradecer a quien os nomina.
  • Responder al cuestionario.
  • Contar 11 curiosidades sobre vosotras.
  • Visitar los blogs de las compañeras nominadas.
  • Nominar a otros 10 blogs e informarles del premio que les estás concediendo.

El cuestionario que me ha hecho llegar Alba es un pelín diferente, así que empezaré por el suyo y a continuación contestaré las preguntas del cuestionario de http://diariodeunamadreingeniera.wordpress.com/ y de http://primerizaeinterina.wordpress.com/, que son las mismas y así no habrá confusiones, ¿os parece bien?

1.- Tu día de la semana preferido. Diría que domingo porque es el día que mi marido y yo tenemos para disfrutar de pasar tiempo juntos, salir a pasear, ir de terraceo, ir al cine… Por motivos de trabajo, no pasamos mucho tiempo juntos durante la semana, así que el fin de semana lo aprovechamos a tope! Sábado y domingo son mis días favoritos de la semana.

2.- ¿Mar o montaña? He de confesar que no me gusta mucho la playa… Me agobia la sensación de calor constante y me cuesta muchísimo meterme en el agua cuando mi cuerpo está a punto de sufrir una combustión espontánea (sí, aquí en Galicia bañarse en la playa a veces es un acto realmente heroico y valiente!). En casa tenemos piscina y disfruto mucho más allí, relajada, encima de mi colchoneta o leyendo en el jardín.

3.- ¿Cómo conociste a tu pareja? En el colegio. Sí, digo en el colegio porque éramos realmente unos niños, unos pimpollos de 15 años que no tenían ni idea de que aquellos tonteos y mensajes nos llevarían a donde nos encontramos ahora.

4.- ¿Perros o gatos? Los dos. Soy animalista 100%, ¡me encantan los animales! Yo misma tengo tres perros y una gata y los adoro a los cuatro por igual. Sí, he de reconocer que los perros son mucho más cariñosos y reclaman mucha más atención, pero el amor de un gato es incondicional igualmente.

5.- ¿Por qué empezaste a escribir un blog? Porque necesitaba soltar todo lo que tenía dentro. Me estaba ahogando con mis propias palabras, necesita expresar todo lo que se me pasaba por la cabeza. Siempre me ha encantado escribir y pensé que escribiendo, me sentiría mucho mejor. Y no me equivoqué.

6.- ¿Tienes amigas o gente cercana que también haya pasado por tratamientos de fertilidad? Tengo una conocida, que ahora mismo está embarazada después de su segunda IA. No tenemos mucha confianza, pero me da fuerzas saber que ella lo ha conseguido.

7.- ¿Sueles contarle a la gente el proceso por el que estás pasando o has pasado? O prefieres llevarlo con discreción? Me lo guardo para mí. Hay muy poca gente que sabe lo que estoy viviendo, he seleccionado muy bien a las personas adecuadas para vivir conmigo este tratamiento y prácticamente se ha quedado en familia. Super Mamá, Super Papá, Tía Favorita y Abuela Dulce. Ellos siempre están pendientes de mí, acompañándome a las consultas o preocupándose por cada avance nuevo que damos Rubio y yo. Nunca habría podido escoger mejor!

8.- ¿Crees que la infertilidad es un tema tabú? Sí, lo creo. Todavía es un tema tabú en esta sociedad que vivimos. No hace mucho traté este tema en un post mío, quejándome de que hay muchísima gente que tiene la sensiblidad de un cactus, opinando sin saber o mirándote mal si dices que eres infértil.

9.- Qué viaje tienes pendiente o te gustaría hacer algún día? Me encantaría viajar a Los Ángeles, es un sueño que todavía no he cumplido. Aunque también me encantaría visitar Finlandia!

10.- ¿Has llorado alguna vez la última semana? Sí. De pura angustia pensando que mi tratamiento no empezaría jamás.

11.- ¿Te has reído alguna vez la última semana? Sí, gracias a mi marido. Él siempre me hace reír muchísimo!

 Y, para acabar, este es el cuestionario de Diario de una madre ingeniera y de Primeriza e Interina:

1- ¿A qué es debibo el nombre de tu blog? Creo que el nombre ya lo dice todo: Imagina cuánto te querré. Es un modo de decirle a mi pequeñín que, si ya lo quiero ahora, que todavía no lo he sentido dentro de mí, cuando lo tenga entre mis brazos, imaginad cuánto lo querré.

2- ¿Eres más de tacón o de zapato plano? De zapato plano. Me encanta estar cómoda, así que los botines planos, las botas, las sandalias o las Vans son mis aliadas en mi día a día.

3- En tu entorno, ¿saben que tienes un blog? Sólo lo sabe mi marido y Super Mamá.

4- ¿Tienes algún tema tabú el cual nunca escribirías sobre él? No. Es más, hablo de la infertilidad como la cosa más normal del mundo. La gran mayoría de la gente considera la infertilidad un tema tabú, algo que aborrezco totalmente. Sí, soy infértil y no tengo porqué sentirme juzgada o avergonzada! (y digo esto porque ciertos comentarios de ciertas personas así me han hecho sentir).

5- ¿Playa o montaña? Bueno, ya he contestado a esto en el otro cuestionario! jajaja Me quedo con la piscina de mi casita!

6- ¿Qué es lo que más te gusta de ser bloguera? La sensación de libertad, de sentirme libre y en sintonía conmigo misma por decir justo lo que pienso. Me encanta tener mi propio rinconcito en el que ser yo misma, escribiendo de corazón, sintiéndome totalmente realizada. Me encanta conocer gente nueva y saber que mis palabras hacen sentir bien a otras personas que están pasando por lo mismo que yo.

7- ¿Qué o quién te animó a crear el blog? Nadie me animó. Fui yo misma la que sintió la necesidad de gritarle al mundo (de manera anónima) la rabia que sentía por lo que me estaba sucediendo.

8- ¿Cuánto tiempo hace que tienes el blog? No mucho, unos cuantos meses. Cuatro, creo, desde marzo de este mismo año.

9- ¿Cuál es el principal objetivo por el cual has creado el blog? El principal objetivo fue no ahogarme con mis propias palabras y pensamientos. Había muchas cosas que quería decir y no podía seguir guardándomelas para mí.

10- ¿Te sientes satisfecha con el trabajo que llevas realizado o ahora cambiarías algo? Ahora mismo estoy muy contenta con el diseño de mi blog y con todo lo que he estado escribiendo hasta ahora. Al principio, no tenía muy claro el diseño y lo cambiaba constantemente; por suerte, al fin me decidí por el que más me gustaba.

Y, ahora, 11 cosas sobre mí:

– Soy animalista.

– Adoro el Rock y el Heavy Metal.

– Soy fan a muerte de “Los juegos del Hambre”.

– Algún día escribiré un libro.

– Quiero más a mis perros y a mi gata que a otras personas catalogadas como “humanas”.

– No podría vivir sin la lluvia.

– Soy hija única.

– Mi familia es un pilar fundamental en mi vida.

– Mi marido es mi mejor amigo. Puedo contarle cualquier cosa y me lo paso en grande con él.

– Siempre llevo en el coche un saquito de pienso por si veo algún animalito abandonado y así poder darle algo de comer. No soporto el abandono y la crueldad a la que están expuestos la gran mayoría de animales de nuestro país.

– Se me da fatal cocinar.

Y mis nominadas son… (no son 11, hoy me encuentro especialmente perezosa! jajaja)

http://deseandosermama.wordpress.com/

http://quierosermamaya.wordpress.com/

http://operacionciguena.wordpress.com/

http://quemepartaunmilagro.blogspot.com/

http://cuandoembarazarseesmaravilloso.blogspot.com/

http://diariodeunamadreingeniera.wordpress.com/

http://elclubdelasesperanzadas.blogspot.com/

http://micaminobuscandot.wordpress.com/

http://piruletaipatatona.blogspot.com/

Muchas felicidades a todas!

5 comentarios

Archivado bajo Premios

NOMINADA A LOS LIEBSTER AWARDS

Hace unas semanas, la preciosa de Estrella (http://destrellamamafiv.wordpress.com) me envió un mensaje diciéndome que me había nominado a los LIEBSTER AWARDS e, incluso sin saber de qué iba la cosa, ya me hizo muchísima ilusión. Sigo el blog de Estrella y nos seguimos mutuamente en Twitter (bendita #infertilpandy!), conozco su historia y me muerdo las uñas con cada nuevo avance que da en su tratamiento, así que me sentí increíblemente ilusionada y agradecida de que se acordase de mí y me hiciera un huequecito entre sus cinco blogs nominados.

He de reconocer que no tenía ni idea de en qué consistían los Liebster Awards ni cuál era su dináminica, de modo que me puse las pilas y leí con atención las reglas para intentar no meter la pata (cosa que, probablemente, haré. ¡Perdonadme! Siempre he sido una persona bastante torpe jajaja).

Tengo que contestar once preguntas, las mismas que ha contestado Estrella y que, sinceramente, me gustan muchísimo más que las preguntas estándar. (Tienes razón, tienen mucho más que ver con nosotras).

  1. ¿Cuál fue tu primera experiencia con la escritura? De pequeñita, no podría dar una edad aproximada, pero me recuerdo escribiendo desde que tengo uso de razón. Me encantaba escribir historias cuyos personajes vivían en tierras lejanas e inventadas por mi imaginación de niña. Tenía un cuaderno en el que escribía ideas o creaba la personalidad de mis protagonistas, cosas así. Más tarde comencé a escribir poesía, aunque reconozco que lo dejé en seguida porque lo mío era la narrativa y la ficción. Participé en varios concursos a lo largo de mi adolescencia y solía escribir en la revista del colegio cuando era niña. Así que digamos que la escritura corre por mis venas, jajaja.
  2. ¿Qué te motivó a abrir un blog? El deseo desesperado de decir lo que siento. Necesitaba soltar todo lo que llevaba dentro, me estaba ahogando con mis propias palabras, y pensé que escribir me reconfortaría y me ayudaría a sentirme mucho mejor. No me equivoqué. Además, he conocido gente maravillosa gracias a la blogosfera y eso no tiene precio.
  3. El blog es un fin en sí mismo para ti, o un medio para lograr algo más? Es un fin en sí mismo. Necesitaba expresar lo que sentía, sacarlo todo fuera y ayudar con mi experiencia y mi historia a otras chicas que se encontrasen en mi misma situación. Quiero ayudar, quiero que otras chicas sientan que no están solas, que este camino es duro pero se hace más llevadero si lo haces en compañía.
  4. Qué sensación te da cuando te dejan un comentario? Me siento totalmente agradecida y realizada! Me siento genial! Veo que hay gente que se para a leer mi blog y que les apetece comentar y eso me carga las pilas para continuar escribiendo. Hay mucha gente buena en este mundillo virtual y yo tengo que agradecer todos los comentarios que me han dejado, me han encantado y hecho sentir alguien especial.
  5. 5 palabras que describan tu blog. Esperanza, ilusión, natural, tarado y tierno.
  6. Cinco palabras que describan tu maternidad. Por ahora, no soy mamá, pero cuando lo sea me gustaría inculcarles a mis hijos la libertad de expresarse y no sentirse cohibidos jamás, el respeto por cuanto les rodea, el amor por los animales (sí, soy animalista y respeto y defiendo los derechos de todos los peludetes), una educación basada en el respeto y en saber escuchar (odio los gritos y las palabras mal dichas) y amor a raudales (quedarán hartos de mis achuchones, estoy segura! jajaja)
  7. Qué valores crees que ayudarían a mejorar la crianza de nuestros hijos. Pues… creo que todo lo que he escrito arriba ayudaría un poquito, no? Sentirse libres de expresarse pero siempre con respeto, amando la vida y todo ser vivo en ella, creciendo con amor y mil achuchones de sus padres.
  8. Qué cosas quieres transmitir a tus lectores. Que a veces los sueños tardan un poco más en cumplirse, pero después puedes saborearlos mucho más. Que todo es cuestión de luchar, creer en tu sueños y siempre mirar hacia adelante, creyendo que el final feliz llegará muy pronto.
  9. Qué cosas crees que buscan los lectores en tu blog. No podría afirmarlo rotundamente, pero puede que busquen la ilusión de convertirse en madre a pesar de los obstáculos, la esperanza de que la reproducción asistida les ayude a tener a su bebé en brazos, de no dejar de intentarlo jamás. Quiero que mis lectoras sientan que no están solas, que aquí somos un montón de proyectos de futuras mamás y que lo vamos a conseguir.
  10. Cinco cosas que la maternidad/paternidad haya traído a tu vida?. Todavía no soy mamá, pero estoy segura de que me enseñará a conocer el amor verdadero, ese en el que todo lo das incondicionalmente, sin pedir nada a cambio. Cuando lo vea por primera vez, me enamoraré tan perdidamente de él/ella que las cosas antes importantes, pasarán a un segundo plano y sólo existirá mi bebé.
  11. Un mensaje para nuevos blogueros. Que seáis auténticos y naturales, escribid desde el corazón y cada palabra vuestra traspasará la pantalla y conseguiréis conectar con muchísima gente.

Los cinco blogs que nomino son los siguientes:

¡Quiero ser mamá! http://quierosermamaya.wordpress.com/. Al igual que yo, también tiene SOP y eso fue lo primero que hizo que me fijara en su blog. Ahora que lo he leído con más atención y sigo cada nueva entrada suya, puedo decir que me encanta su optimismo y su modo de ver las cosas, quedándose con lo bueno y desterrando lo malo. ¡Es la mejor filosofía!

Nuestra última estaciónhttp://nuestraultimaestacion.blogspot.com.es Me encanta como escribe Alba. Lo hace desde el corazón, consigue transmitir mucho con sus palabras, por eso me fascinó. Lo conseguirás, Alba. Tienes mucho amor dentro para dar y eso se merece un bebé al que amar y achuchar hasta que nuestros corazones se recompongan para siempre.

Deseando ser mamáhttp://deseandosermama.wordpress.com/ Con deseandosermamá tengo una relación especial, fue una de las primeras personas en escribirme y en sentirse identificada con mis palabras. Cada nuevo comentario suyo, me carga de optimismo y de ánimos para continuar. Sé que lo conseguirás, preciosa, ese bebé tuyo es un rebelde como el mío y no se deja encontrar, pero tienen los días contados porque sus mamás no dejarán de buscarlos!

Mi tratamiento FIV. http://mitratamientofiv.blogspot.com.es Acaba de llegar y lo hace cargadita de ganas de que su sueño se cumpla.

El Club de las Esperanzadashttp://elclubdelasesperanzadas.blogspot.com.es/ Me encanta su Club, porque la esperanza es lo último que se pierde y muy pronto estaremos todas presumiendo de tripotas! Estoy segura!

Estáis nominadas chicas!! Tenéis que seguir estas reglas http://liebsterawards.blogspot.mx/p/reglas.html y responder a las preguntas que he contestado yo. Ahora es vuestro turno!

6 comentarios

Archivado bajo Premios